miércoles, diciembre 7, 2022

ÚLTIMAS NOTICIAS

Alfredo Adame muestra su rostro al salir del hospital

CIUDAD DE MÉXICO, octubre 13 (EL UNIVERSAL).- Alfredo Adame ya salió del hospital tras ser operado de urgencia por los golpes que le propinaron en el rostro hace unos días, el conductor compartió en sus redes una fotografía de cómo está evolucionando y bromeó al asegurar que lo que a él le había pasado no era nada comparado con lo que le pasó a su colega Fabián Lavalle

Adame fue intervenido en el hospital general Dr. Gea González por las cuatro fracturas en su rostro, así como las lesiones que tenía en el ojo derecho luego de que fuera agredido en la alcaldía Tlalpan de la Ciudad de México, por supuestamente intentar grabar a dos personas que acababan de ser baleados en dicha demarcación.

Así lo compartió el periodista Carlos Jiménez, quien informó que los vecinos declararon que quienes habían golpeado a Adame eran familiares de la persona asesinada.   

Alfredo Adame dio su propia versión de los hechos, primero vía Instagram y después en varios programas de espectáculos, donde arremetió en contra de “esos malandros”.

Alfredo Adame se toma las cosas con humor

Momentos después de salir de la cirugía, Adame posteó una serie de fotos en las que convaleciente, dijo que “con un paracetamol” quedaba; su rostro lucía con vendas y recién intervenido. 

Ahora, ya en su casa, Alfredo, que compartió conducción con Fabián Lavalle, bromeó al afirmar que a “Fabiruchis”, como también es conocido Lavalle, “le pegaron más”

¿Qué le pasó a Fabián Lavalle?

Eran 2007. Fabián Lavalle circulaba por avenida Insurgentes, con dirección al norte de la ciudad, a la altura de la glorieta de esa avenida cuando Alfredo Cervantes Landa se acercó a su camioneta BMW y lo invitó a una fiesta en la que habría muchas chicas.

Ése fue el inicio de una noche de aventuras para el comentarista de espectáculos Fabián Lavalle, quien ingresó con ese hombre al hotel Roma, donde quedó a un lado de la cama, tirado, amarrado de los pies, totalmente desnudo y con lesiones en el rostro, según documenta el expediente de la causa penal 295/07.

La investigación en poder de EL UNIVERSAL contiene el relato de lo ocurrido la noche del 31 de octubre cuando Javier Porras Kuri, mejor conocido como “Fabiruchis” fue golpeado por un sexoservidor.

Según este relato después en la luz del semáforo Alfredo Cervantes Landa, el presunto agresor, se acercó de su lado izquierdo preguntándole si era Fabián Lavalle, a lo que este respondió que sí.

Luego lo invitó a una fiesta, le dijo que le presentaría a unas chicas muy buena onda y el lugar se encontraba muy cerca.

Sin más preguntas Lavalle dijo que sí y subió al inculpado a la camioneta BMW X3 que tripulaba. Minutos después llegaron al hotel Roma, que se localiza en Jalapa 110, en la colonia Roma en donde Alfredo le pidió 300 pesos para pagar la habitación.

La persona encargada de la recepción les asignó la habitación 18 a la cual se dirigieron los dos hombres.

Una vez adentro Alfredo hizo unas llamadas y le dijo a Fabián que las chicas estaban en camino, pero mientras tanto deberían comprar unas bebidas para la fiesta.

Fabián aceptó y de nueva cuenta salieron del hotel, acudieron a un cajero automático de donde sacó 500 pesos y luego fueron al Oxxo, donde compraron unas viñarreal.

De nueva cuenta en la habitación Alfredo Cervantes abrió las bebidas mientras que el comentarista de espectáculos se metió al baño; al salir recibió una bebida viñarreal destapada la cual tomó hasta la mitad.

Diez minutos después -continúa el relato- Fabián comenzó a sentir mareos y poca fuerza, por lo que se sentó en la orilla de la cama mientras que su interlocutor le ordenó que se acabara toda la bebida.

Además le exigió más dinero para pagarle a las chicas, a lo que Fabián contestó que no traía más dinero.

“A mí no me ves la cara de pen…, se que sí tienes dinero y entrégamelo” ante la renuencia de Lavalle, el sexoservidor se molestó y con la mano derecha cerrada le propinó un golpe en la cara, a la altura de la nariz en dos ocasiones.

Producto de esta golpiza “cayó al suelo y recibió varias patadas con ambos pies de Alfredo Cervantes Landa, las cuales fueron certificadas y clasificadas como lesiones que dejan cicatriz permanentemente notables”.

Afuera el encargado del hotel escuchó ruidos, sin imaginar lo que ocurría en la habitación 18, en ésta, según la versión de Lavalle, su agresor lo sujetó del cuello con ambas manos y le dijo “llévame a tu casa porque ahí tienes más dinero”. En ese instante perdió el conocimiento hasta que despertó en un hospital.

A las 5:50 horas, el agresor Alfredo Cervantes Landa salió del hotel, llevando entre sus manos un saco color negro para caballero; un pantalón negro; una camisa blanca con rayas negras; un cinturón; un par de zapatos negro; una cartera negra; una licencia de conducir; una credencial de elector y una tarjeta de crédito, así como varios objetos valuados en 5 mil 283 pesos, propiedad de Lavalle.

Con la denuncia del encargado del hotel, la Policía Preventiva detuvo en avenida Alvaro Obregón esquina Insurgentes a Alfredo Cervantes Landa, quien fue llevado de nueva cuenta al hotel Roma, donde fue reconocido plenamente por José Luis Martínez Jiménez, el velador del establecimiento.

Éste es parte del relato que Fabiruchis hizo ante las autoridades correspondientes y que lograron que Cervantes Landa fuera enviado a prisión por robo agravado y lesiones calificadas. Tras cinco años en la cárcel, Landa quedó en libertad en 2012.

Latest Posts

PDF