Aguasdigital

aguasdigital.com

Cultura

Lunes 17 de Junio de 2019

Tendencias

Aguascalientes
29°
C
Mayormente Nublado
clima
29°C Mayormente Nublado
Aguascalientes
29°
C
Mayormente Nublado
clima
29°C Mayormente Nublado
Lunes 17 de Junio de 2019
CULTURA | 25/05/2019 18:10

Un plan ayudará a preservar una importante ciudadela prehispánica en Bolivia

Tiahuanaco, situada a unos 71 kilómetros de La Paz, fue la capital del antiguo imperio prehispánico del mismo nombre y del que hoy quedan imponentes monumentos líticos como el templo de Kalasasaya, el Templete Semisubterráneo, esculturas de sus jerarcas, la Puerta del Sol y restos de palacios militares y civiles. EFE/Archivo
Tiahuanaco, situada a unos 71 kilómetros de La Paz, fue la capital del antiguo imperio prehispánico del mismo nombre y del que hoy quedan imponentes monumentos líticos como el templo de Kalasasaya, el Templete Semisubterráneo, esculturas de sus jerarcas, la Puerta del Sol y restos de palacios militares y civiles. EFE/Archivo (Foto:EFE )
La Paz, 25 may (EFE).- Las autoridades bolivianas presentaron un plan quinquenal para la preservación de la ciudadela prehispánica de Tiahuanaco que fue elaborado junto a expertos de la Unesco con miras a conservar los principales monumentos del sitio arqueológico ante amenazas como la presencia de líquenes. El Plan Integral de Conservación fue elaborado por expertos de la Unesco, el Centro de Investigaciones Arqueológicas, Antropológicas y Administración de Tiahuanaco (CIAAAT) y el Ministerio de Culturas y Turismo de Bolivia, según un comunicado difundido este sábado por la última institución. Dentro del plan, que se aplicará en el periodo 2020-2025, el Gobierno boliviano deberá presentar cada año a la Unesco "los avances y los objetivos" que se vayan cumpliendo, informó el director del CIAAAT, Julio Condori, citado en el comunicado. En la elaboración del documento intervinieron profesionales como Ernestina Cortez, Irene Delaveris, el arqueólogo español José Ignacio Gallego, el especialista en turismo Jordy Tecerras, el geólogo Claudio Margottini y el italiano Daniele Spizzichino, especialista en conservación de líticos. El proyecto ha sido entregado al Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (Icomos), instancia encargada de evaluar todos los planes de los sitios declarados patrimonio mundial para su aprobación por el Comité del Centro de Patrimonio Mundial de la Unesco que se reunirá en los próximos meses, según el ministerio. Entretanto "se avanza con estudios científicos identificando los biotipos y líquenes presentes en los principales monumentos del sitio arqueológico", señaló Condori. Gallego destacó que la colaboración entre los profesionales de la Unesco y el CIAAAT en los últimos tres años ha permitido "crear las principales herramientas de planeamiento para garantizar que las labores de conservación y manejo del sitio sean correctas ahora y en los próximos años", según el comunicado. Entre las acciones incluidas en el plan están el fortalecimiento de los recursos humanos en conservación y museología, menciona el comunicado institucional. También se plantean trabajos de conservación preventiva constante, tanto en el sitio como en los museos y depósitos que lo complementan, con el fin de controlar los posibles deterioros que puedan ir afectando de manera paulatina, indicó el ministerio. Además, se buscará alianzas estratégicas que contribuyan a la conservación de los bienes del sitio arqueológico. "Todo esto está contemplado a corto, mediano y largo plazo", explicó Julio Condori. Tiahuanaco, situada a unos 71 kilómetros de La Paz, fue la capital del antiguo imperio prehispánico del mismo nombre y del que hoy quedan imponentes monumentos líticos como el templo de Kalasasaya, el Templete Semisubterráneo, esculturas de sus jerarcas, la Puerta del Sol y restos de palacios militares y civiles. Según algunos investigadores bolivianos, Tiahuanaco nació como una aldea hacia 1580 a.C. y creció hasta ser un estado imperial en el 724 d.C., aunque declinó cerca del 1187 de nuestra era. El sitio, inscrito en la lista del Patrimonio Mundial desde el año 2000, tiene gran significado espiritual para el mundo andino.
EFE
Facebook Twitter Google Plus YouTube