Aguasdigital

aguasdigital.com

Espectáculos

Domingo 24 de Marzo de 2019

Tendencias

Aguascalientes
22°
C
Despejado
clima
22°C Despejado
Aguascalientes
22°
C
Despejado
clima
22°C Despejado
Domingo 24 de Marzo de 2019
ESPECTáCULOS | 20/02/2019 05:10

El engaño y el arte se entrelazan en "¿Podrás perdonarme algún día?"

La actriz Melissa McCarthy en unos premios. EFE/Archivo
La actriz Melissa McCarthy en unos premios. EFE/Archivo (Foto:EFE )
Londres, 20 feb (EFE).- El engaño es un arte y hay mucho arte que es engaño. Esa frase podría resumir la vida de Lee Israel, biógrafa frustrada y delincuente exquisita, cuya vida relata "¿Podrás perdonarme algún día?", a través de la sublime interpretación de la actriz Melissa McCarthy. El argumento escarba en las raíces de la moral humana. Israel, o Lee para los amigos, ve cómo su vida de escritora se va a pique. Su editora la rechaza, el alquiler no se paga solo y su gato sufre las consecuencias de la desastrosa vida de la autora. El único modo que Lee encuentra para abordar tal desastre es el engaño y, cuando encuentra una barra cómoda, el alcohol. A su talento para describir la vida de la gente le surge una arista desconocida. Un axioma que rompe los límites de lo legal y que le incita a delinquir por su propia supervivencia. Lee comienza a falsificar apreciadas cartas personales escritas por artistas ya fallecidos. Su cotización en el mercado de coleccionistas es elevada y la dicotomía entre el bien y el mal irrumpe en el film. "No puede pagar su alquiler, no puede cuidar de su gato, no puede recibir amor porque tampoco lo puede dar. Está aislada". Así comienza a relatar Melissa McCarthy, en una charla con Efe, la complicada personalidad de Lee. Un oleaje de emociones y de decisiones que le han llevado a recoger varios premios por este papel gracias a la representación de la controvertida escritora. "Interpretar a alguien tan diferente es... encantador. De algún modo, creo que Lee y yo somos completamente opuestas. Ella se esfuerza mucho en mantener a la gente alejada", aseguró la actriz estadounidense, conocida por su actuación en las "Chicas Gilmore". "Aunque, antes de empezar a rodar me di cuenta de que tenemos algunas puntos en común. A mí no me gusta hacer las cosas por mi cuenta, pero, si tomo un papel como este, puedo convertirme en una persona mucho más segura de sí misma, más decidida. A Lee le ocurre lo mismo cuando escribe. No quiere ser la estrella, no quiere ser el sujeto", añadió. Ese aislamiento intencionado lo rompen dos personajes. El gato de Lee, definido por la actriz como el elemento que "demuestra que Lee tiene corazón", y Jack, el bandido interpretado por Richard E. Grant. Jack y Lee componen dos almas que parecen estar juntas por las desdichas de cada uno. Más por necesidad que por conexión, como si se retroalimentasen en un intento de ver una mano amiga en el océano de Nueva York -escenario en el que se desarrolla toda la película-. Jack es un criminal, vive de lo que puede y cuando puede. Sus excesos con el alcohol y su avaricia le pasan mala factura, pero rápidamente se convierte en el mejor amigo de Lee -con permiso del gato y de los libros- y descubre la faceta multiusos de Grant. "Es un personaje completamente distinto a cómo vivo mi vida. Traficar con drogas, pedir dinero sabiendo que no lo vas a devolver... Recuerdo que en la universidad hubo una persona que me robaba, pero era tan encantadora que aunque sabías que no te iba a devolver el dinero o lo que fuera, se lo dabas. Creo que todo el mundo conoce a alguien así", explicó el actor británico con raíces de Suazilandia. A ambas personalidades se une la homosexualidad, siempre presente en la vida de ambos, pero muchas veces inapreciable y, como coinciden los protagonistas, de una manera normalizada. "Creo que es solo parte de cómo son. No es el punto de la historia, no es algo nuevo de lo que haya que hablar. Simplemente lo son, es muy bueno que esté porque lo normalizas mostrándolo así", aclaró McCarthy. "¿Podrás perdonarme algún día?", dirigida por Marielle Heller, se estrena el 22 de febrero en España. La cinta ha recibido tres nominaciones a los premios Óscar, en las categorías de mejor actriz, mejor actor secundario y mejor guion adaptado. Manuel Sánchez Gómez
EFE
Facebook Twitter Google Plus YouTube