Aguasdigital

aguasdigital.com

Cultura

Sábado 18 de Agosto de 2018

Tendencias

Aguascalientes
15°
C
Despejado
clima
15°C Despejado
Aguascalientes
15°
C
Despejado
clima
15°C Despejado
Sábado 18 de Agosto de 2018
CULTURA | 09/06/2018 12:10

México presume 80 esqueletos de cetáceos en museo de Baja California Sur

Con más de 80 esqueletos, en su mayoría de cetáceos, especialmente uno de ballena azul, el Museo de la Ballena del estado mexicano de Baja California Sur se ha colocado en los últimos años como la institución con la mayor diversidad de estructuras óseas a nivel mundial. EFE/ARCHIVO
Con más de 80 esqueletos, en su mayoría de cetáceos, especialmente uno de ballena azul, el Museo de la Ballena del estado mexicano de Baja California Sur se ha colocado en los últimos años como la institución con la mayor diversidad de estructuras óseas a nivel mundial. EFE/ARCHIVO (Foto:EFE )
México, 9 jun (EFE).- Con más de 80 esqueletos, en su mayoría de cetáceos, especialmente uno de ballena azul, el Museo de la Ballena del estado mexicano de Baja California Sur se ha colocado en los últimos años como la institución con la mayor diversidad de estructuras óseas a nivel mundial. El recinto, llamado oficialmente Centro de Educación Ambiental Museo Comunitario de la Ballena se ubica en la ciudad de La Paz, capital de Baja California Sur, en el noroeste del país. Operado por voluntarios, estudiantes de educación superior y en etapa de servicio social, el museo tiene como su principal objetivo es el de difundir el conocimiento, la conservación, estudio e investigación de esta especie además de la conservación del medio ambiente. "Tenemos más de 80 esqueletos, principalmente de cetáceos, ballenas, delfines, marsopas, zífidos y cachalotes, y ese acervo nos está colocando como el sitio que cuenta con la mayor diversidad en todo el mundo", dijo a Efe, el director del museo, Francisco Gómez. En México este museo es la única institución que cuenta con un esqueleto de ballena azul, destacó. Gómez detalló que sólo existen "montados dos esqueletos de ballena azul" en toda América Latina y adelantó que el Museo de Baja California Sur está "en proceso de recuperación de otro esqueleto" similar. El directivo afirmó que siempre le será fascinante la idea de comparar el tamaño del ser humano con el de una ballena azul, el ser vivo más grande del mundo con más de 30 metros de largo, algo que puede hacerse en su museo con sólo detenerse junto al esqueleto. Con este fin, la estructura ósea de la ballena ha sido colocada en el exterior del museo de tal forma que prácticamente está a la vista de cualquier persona que transite por la llamada zona dorada del malecón de La Paz Explicó que en los últimos años, el museo ha ampliado su objeto social al punto que ya no sólo ofrece información de las ballenas sino además de especies como son las focas y los elefantes marinos, entre otros. "Decidimos incluir a otras especies protegidas como los tiburones y las tortugas marinas, pero también a todo aquel organismo marino que represente algo muy importante para la ecología de nuestros mares y requiera de necesidades de difusión", explicó. El Museo es un recinto que tiene un proyecto nacido y dirigido a la sociedad civil, cuenta con más de veinte años de trayectoria, y desarrolla cuatro líneas de acción: educación, cultura, investigación científica y rescate de mamíferos marinos. Además de su labor educativa, el museo es una de las primeras instituciones en asistir a un mamífero marino encalla o varado en las mareas bajas De hecho, el museo cuenta con un escuadrón para asistir en situaciones de emergencia bajo la consideración de que la vida de los animales marinos depende de una pronta y correcta asistencia. Debido a que es una organización no gubernamental y no cuenta con apoyos económicos, el Museo de la Ballena ha implementado mecanismos de financiación como la prestación servicios ecoturísticos y visitas guiadas, de 6 y 8 dólares, actividades con los que cubren algunos gastos. Aunque la galería está abierta todo el año registra su temporada alta en invierno, diciembre-marzo, meses que coinciden con la temporada de avistamiento de ballenas en los cinco santuarios balleneros con los que cuenta Baja California Sur. La costa de Baja California Sur está en uno de los extremos de la ruta migratoria de la ballena gris, que cada año viaja desde Alaska (Estados Unidos) para reproducirse en sus aguas, principalmente entre los meses de enero a marzo.
EFE
Facebook Twitter Google Plus YouTube