Aguasdigital

aguasdigital.com

Cultura

Miércoles 15 de Agosto de 2018

Tendencias

Aguascalientes
20°
C
Tormentas eléctricas
clima
20°C Tormentas eléctricas
Aguascalientes
20°
C
Tormentas eléctricas
clima
20°C Tormentas eléctricas
Miércoles 15 de Agosto de 2018
CULTURA | 11/02/2018 09:40

Ágatha Ruiz de la Prada viste al ballet uruguayo con miles de bolas de colores

Agatha Ruiz de la Prada, diseñadora de moda. EFE/Archivo
Agatha Ruiz de la Prada, diseñadora de moda. EFE/Archivo (Foto:EFE )
Montevideo, 11 feb (EFE).- Miles de pelotas de diferentes tamaños, colores y texturas diseñadas por la española Ágatha Ruiz de la Prada recubrirán el vistoso vestuario de "La bella durmiente", un ballet clásico que se estrenará el 15 de marzo en el Auditorio Nacional de Uruguay. La encargada de llevar estos planos del diseño a los cuerpos de los bailarines es Paula Villalba, quien adelantó a Efe que esta función tendrá un fuerte "sello de lo que es Ágatha como diseñadora", además de "todo un juego entorno al circulo y la esfera". Otro protagonista será el color, ya que la paleta del vestuario será "vital" y "alegre", y prescindirá de tonos pastel. La directora técnica de la realización del vestuario de la obra en Uruguay explicó que el proyecto surgió a raíz de una "relación directa" entre el exdirector argentino del Ballet de Uruguay, Julio Bocca, y Ruiz de la Prada. Asimismo, detalló que una de las peticiones de Bocca fue mantener el tutú, pues era una pieza imprescindible para los bailarines, hecho que la modista española aceptó. Villalba relató que se hizo con los diseños de Ruiz de la Prada hace seis meses y que tuvo un encuentro "fugaz", pero "muy productivo", con la diseñadora en Buenos Aires en el mes de septiembre. "Le pedí que hiciera confianza en que le íbamos a respetar al máximo los bocetos, pero que también teníamos que tener en cuenta que una vez que pasamos del plano del diseño al cuerpo del bailarín teníamos que llevar algunas modificaciones a cabo que tienen que ver con la funcionalidad", contó la también diseñadora. En este sentido, la asistente externa del equipo creativo de Ágatha Ruiz de la Prada explicó que ahora es el momento de "mayor intensidad productiva", pues ya está seleccionado el reparto final. "Las complejidades vienen por cómo hacer que estos (modelos) acompañen a la coreografía y potencien el movimiento del bailarín", detalló. Reveló, además, que al elenco "le causa cierta sorpresa" el atuendo a la hora de ensayar. Con relación al vestuario que lucirán los personajes principales, Villalba anotó que la princesa Aurora aparecerá desde el principio hasta el final de fucsia, mientras que el príncipe vestirá azul. La modista destacó que "el rey y la reina son sumamente volumétricos y llamativos, estilo Bauhaus", y explicó que los bailarines se podrán quitar las capas para poder bailar, ya que debajo tendrán otro vestuario. Villalba, que ya ha trabajado para más de cien producciones, también apuntó que en "La bella durmiente" se utilizará una figura popular de las colecciones de moda de Ágatha Ruiz de la Prada, "las meninas". "Es una figura de corte en la cintura, con bastante volumen", explicó la experta, quien además repuntó que será el séquito de la princesa Aurora que llevará este diseño en colores primarios. Aparte de los alrededor de 240 trajes, los artistas también usarán llamativos tocados y un extravertido maquillaje en el que aparecerá algún corazón para "homenajear" una de las más reconocidas señas de Ruiz de la Prada. La función estará llena de contrastes, pues, aunque los artistas suban al escenario con un atuendo vanguardista, la coreografía seguirá la rígida estructura clásica de este ballet del siglo XIX. Además, la escenografía -que estará compuesta por una paleta de tonos de blancos, negros y grises, con algunos brillos de oro y plata- dará al cuento "un marco más neutro, para que destaque el cuerpo de baile". "Creo que el contraste convocará muchísimo al público joven, a los niños y a las familias en su conjunto", anotó la experta, aunque reconoció que supone que habrá "tradicionalistas" que pondrán "algún reparo" después de ver la pieza. Sarah Yáñez-Richards
EFE
Facebook Twitter Google Plus YouTube