Aguasdigital

aguasdigital.com

Gente

Viernes 19 de Octubre de 2018

Tendencias

Aguascalientes
13°
C
Muy nublado
clima
13°C Muy nublado
Aguascalientes
13°
C
Muy nublado
clima
13°C Muy nublado
Viernes 19 de Octubre de 2018
GENTE | 20/01/2018 03:10

John Galliano se estrena en la pasarela hombre de París con Maison Margiela

Un modelo presenta una creación de la colección Otoño-Invierno 2018/19 de la firma Maison Margiela durante un desfile de la Semana de la Moda Hombre de París en Francia, este 19 de enero de 2018. EFE
Un modelo presenta una creación de la colección Otoño-Invierno 2018/19 de la firma Maison Margiela durante un desfile de la Semana de la Moda Hombre de París en Francia, este 19 de enero de 2018. EFE (Foto:EFE )
París, 19 ene (EFE).- La primera colección del gibraltareño John Galliano para Maison Margiela atrajo hoy en París a los más escépticos de la extravagancia de la firma belga con sus tradicionales piezas deconstruidas pero de apariencia más fácil de llevar, que se apreció también en Cerruti 1881 y Acne Studios. La línea bordeó los límites de la sastrería jugando con piezas deportivas y la estética vanguardista de la casa, en uno de los desfiles que más expectación creó en esta Semana de la Moda de París, en la que se presentan las colecciones masculinas para el otoño-invierno 2018/2019. Con la pasarela coloreada de amarillo, en un mensaje optimista de la casa, también las prendas supusieron un estallido de color, con una apuesta por estilismos monocromáticos en rojo, blanco, naranja o azul klein que rompieron con algunas piezas más armoniosas de apariencia militar, en negro, gris o azul marino. El Margiela de Galliano tuvo para todos los gustos: los que buscan el dramatismo del gibraltareño, los que prefieren la modernidad de Margiela o los que, alejados de los estándares de la firma, se decantan por una moda utilitaria. Galliano partió de la silueta masculina de la década de 1940, con largos y amplios abrigos rectos en hombros, ligeramente marcados en torno a la cintura, añadió toques militares con parkas y gorros estilo aviador e innovó en la técnica, jugando con los cortes o al darle a un abrigo de caucho apariencia de lana tricotada. A primera hora de la tarde fue el turno de Cerruti 1881, la histórica firma italiana conocida por sus clásicas prendas que se rindió a la moda de la calle, como admitió tras el desfile su director creativo, el estadounidense Jason Basmajian. "Resulta difícil hoy ignorar que las tendencias vienen de la calle", reconoció a Efe en el "backstage". "Tenía muchas ganas de hacer confección con la ropa deportiva, porque creo que es así como visten los hombres ahora, sin que haya una distinción muy clara entre ser sofisticado y tener un estilo urbano y ecléctico". Para ello, Cerruti 1881 propuso vaqueros combinados con largas camisas de cuadro que sobresalieron por debajo de sudaderas con el logo de la firma, y combinó prácticas chaquetas con cremallera y capucha con pantalones de traje o jerséis en jacquard. "Hemos querido mezclar tejidos lujosos con otros más técnicos. Hemos hecho una intensa búsqueda de tejidos en lanas para crear efectos muy gráficos, detalles en cuero o reinterpretando las botas de senderismo y combate, las deportivas...", enumeró Basmajian, que dio gran importancia a los accesorios. Para los bolsos, añadió mochilas y riñoneras, que se llevaron por encima del abrigo, y destacaron igualmente los cinturones, con correas con cierres en plástico como las que se utilizan en maletas y ciertos deportes. "Me ha gustado mucho, ha sido elegante pero con piezas muy llevables. Sobre todo elegante y sobrio ", destacó en declaraciones a Efe el modelo español Andrés Velencoso, imagen del perfume de la marca y asistente al desfile, que tuvo lugar en el Palais de Tokyo. Otra firma que se estrenó este viernes fue Acne Studios, que solía presentar sus colecciones masculinas en presentaciones y hoy dio el salto a la pasarela con una línea de experimentación en los tejidos pero muy ponible también en las formas. La inspiración, según explicó el diseñador Jonny Johansson a través de un comunicado, partió de los dibujos de unos niños a los que se les pidió que pintaran "su idea de la ropa". De ahí, salió una línea fresca con colores muy vivos y mucho tricot, con cardigans tejidos a base de hilos naturales y sintéticos elásticos, jerséis a rayas en efecto relieve y chalecos con elaborados jacquards. La casa de moda sueca tejió incluso hilos metalizados para crear unas cadenas que se llevaron como largos collares, combinados con trajes de corte recto, casi sin formas, en un solo color, en camel o rojo. María D. Valderrama
EFE
Facebook Twitter Google Plus YouTube