Aguasdigital

aguasdigital.com

Aguascalientes

Martes 22 de Agosto de 2017

Aguascalientes

Aguascalientes
20°
C
Despejado
clima
20°C Despejado
Aguascalientes
20°
C
Despejado
clima
20°C Despejado
Martes 22 de Agosto de 2017
AGUASCALIENTES | 10/08/2017 09:51

Nunca les alcanza para el camión en Plaza Patria

Todos los días piden dinero las mismas personas, pues parece que la difícil situación económica en la que viven les impide completar sus gastos.
Todos los días piden dinero las mismas personas, pues parece que la difícil situación económica en la que viven les impide completar sus gastos. (Foto:Aguas )

Como costal sin fondo, gente en la Plaza Patria pide y pide lana, “dizque para su camión” y ya parece que con tanto día ajustan la concesión.
Siempre son las mismas caras que te paran para que le caiga la gente con el dinero.
Son varios los pobrecitos que piden lana y a todas horas, por lo que ya parece que tendrán avanzado una gran alcancía para hacer lo que más les plazca y es que aunque pasen y parezca en sus palabras que en serio necesitan una lana, pues no les alcanza para vivir, luego se les ve comprando antojitos en la calle y pues no se ve que escatimen.
Además son personas que en realidad no manifiestan una limitante física o discapacidad que justifique que todo el tiempo pidan esta lana extra a la gente como si los que pasan fueran millonarios, ya que hasta hacen cara de que a fuerza les tienen que dar, pues quienes acuden constantemente a la plaza saben en realidad que es la misma gente de siempre.
Los pediches se encuentran desde la mañana y luego por la tarde-noche, además de ellos se encuentran cantantes, músicos, señoras que piden para sus medicinas, los que venden aretes, los que dizque piden para un centro de rehabilitación, entre otros, que hacen de este espacio un verdadero tianguis que no se le ve orden y que únicamente son personas que viven del pueblo (aunque hay sus excepciones y que de verdad solamente acuden una sola vez).
Personas que adornan el primer cuadro de la ciudad con sus caras, ya que parecen parte del paisaje.
Por ejemplo, hace un tiempo una mujer que acudía a Catedral y que pedía para comer siempre tenía chofer de taxi, jamás caminando o en camión. Uno de los fotógrafos que acuden para tomar las ceremonias religiosas de fines de semana contó que esta señora tenía hijos y no necesitaba que le dieran dinero y llevaba años de vivir de las limosnas y de la caridad de la gente.
También se han visto señoras que llevan a sus niños fingiendo enfermedades.

 

Redacción
Facebook Twitter Google Plus YouTube