Aguasdigital

aguasdigital.com

Polideportivo

Miércoles 12 de Diciembre de 2018

El Marcador

Aguascalientes
14°
C
Nublado
clima
14°C Nublado
Aguascalientes
14°
C
Nublado
clima
14°C Nublado
Miércoles 12 de Diciembre de 2018
POLIDEPORTIVO | 12/03/2018 12:10

Ciris García López: "El deporte me abrió un mundo distinto"

Fotografía fechada el 22 de febrero de 2018 que muestra a la jugadora puertorriqueña de balonmano Ciris García López mientras posa junto a un cuadro con su camiseta del club español Roquetas del Mar para el cual jugó del 2008 al 2010. EFE
Fotografía fechada el 22 de febrero de 2018 que muestra a la jugadora puertorriqueña de balonmano Ciris García López mientras posa junto a un cuadro con su camiseta del club español Roquetas del Mar para el cual jugó del 2008 al 2010. EFE (Foto:EFE )
San Juan, 12 mar (EFE).- Así como tiene que chocar con sus oponentes cuando intenta anotar un gol, la jugadora puertorriqueña de balonmano Ciris García López ha sufrido fuertes impactos en su vida, como una infancia en un peligroso ambiente y una enfermedad mortal de su madre. Analista financiera, miembro de la primera selección puertorriqueña que disputó un Mundial (2015), campeona de Norteamérica y el Caribe en 2017, jugadora de clubes en España, Guadalupe y Turquía, García López atestigua que las penumbras sociales no la alejaron de cumplir sus metas, tanto deportivas como profesionales. Educada por su recién fallecida madre de crianza en el residencial público (barriada popular) Monte Park, en San Juan, García dijo en entrevista con Efe que "el truco está en aprender de lo que ves, pero no seguir el entorno". "En la vida puedes realizar cualquier cosa que sueñes, siempre sin importar de dónde saliste o dónde te criaste. La clave es ser consistente y firme en todo", afirmó. "Aprendí a valorar lo sencillo, lo simple. Cómo con nada se pueden construir grandes imperios. De allí tengo grandes amigos y nunca me pasó nada", reflexionó la pivote de la selección de Puerto Rico. La jugadora permaneció con su madre de crianza en el residencial (complejos de viviendas públicas) Monte Park hasta los 12 años, pero luego se mudó con su madre biológica a Los Peña, otro núcleo similar en la capital puertorriqueña. En Los Peña, según contó García López, fue donde una amiga la invitó a jugar balonmano. "Yo siempre le decía que no quería ir, dado que lo mío era el baloncesto. Fue entonces que en febrero del 2003 me decidí a ir y hasta el sol de hoy", relató la deportista. "El deporte me abrió un mundo distinto, en el cual invertía mi tiempo luego de estudiar. Comencé a viajar y ya no hubo nada que me sacara de ahí", abundó. Tras graduarse de la Escuela República de Colombia, en San Juan, García López estudió un año en la Universidad del Este en Carolina, municipio aledaño a San Juan. Su primera gran experiencia internacional fue con la selección nacional de Puerto Rico en los Juegos Centroamericanos y del Caribe 2006 de Cartagena (Colombia), donde el equipo caribeño ganó la medalla de bronce. Un año más tarde compitió con la misma escuadra boricua en los Juegos Panamericanos de Río 2007, donde Puerto Rico terminó en el octavo puesto. Tras esa participación en la capital brasileña, García López se fue a España y allí jugó con los clubes BM Roquetas (2008-2010) y BM Zuazo (2010-11). Durante su tercer año en España, la madre biológica de García López le contó que era portadora del VIH. La jugadora regresó a Puerto Rico. La enfermedad de su madre no cambió la relación entre ambas. "Continuó siendo igual. Fue un momento delicado y, sin embargo, continuamos", recordó. Estuvo en los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Mayagüez 2010 y Veracruz 2014, donde la plantilla puertorriqueña ganó plata en ambas ediciones, y entre 2012 y 2014 jugó con el club Zayen en la liga de la isla de Guadalupe. La tres veces Atleta del Año del Comité Olímpico de Puerto Rico en balonmano femenino (2007, 2009, 2011) aseguró que el salario de los hombres en las ligas que ha jugado siempre ha sido mayor que el de las mujeres. "En realidad, en cierto aspecto es discriminatorio, dado que el que es bueno lo es en su respectiva rama y debe ser compensado tal cual", opinó. Pese a sus compromisos deportivos, en 2014 completó un bachillerato en Administración Comercial con concentración en Gerencia de la Caribbean University, campus de Carolina. En el año 2015 García López y la selección de Puerto Rico participaron por primera vez en un Mundial de balonmano femenino, el disputado en Dinamarca. De igual manera, la jugadora compitió en los Juegos Panamericanos Guadalajara 2011 y en el Panamericano de balonmano de 2017, donde la boricua terminó como segunda anotadora. La deportista puertorriqueña destacó el 2017 como "un gran año", para el balonmano puertorriqueño, que ganó el Campeonato del Norte y el Caribe (NORCA), en cuyo torneo terminó como segunda goleadora y fue elegida mejor pivote, y también ganó la medalla de plata en la Copa Caribe, lo que clasificó a la selección para los próximos Juegos Centroamericanos y del Caribe de Barranquilla 2018. Y, además de destacarse en el deporte, lo que incluye jugar con el club Ardesen GSK (Turquía), García López trabaja hace dos años como analista financiera para una empresa de inversiones. Otra muestra de ese "mundo distinto" cuyas puertas le abrió el deporte
EFE
Facebook Twitter Google Plus YouTube